Vinaora Nivo Slider 3.xVinaora Nivo Slider 3.xVinaora Nivo Slider 3.xVinaora Nivo Slider 3.xVinaora Nivo Slider 3.xVinaora Nivo Slider 3.xVinaora Nivo Slider 3.xVinaora Nivo Slider 3.xVinaora Nivo Slider 3.xVinaora Nivo Slider 3.xVinaora Nivo Slider 3.xVinaora Nivo Slider 3.xVinaora Nivo Slider 3.xVinaora Nivo Slider 3.xVinaora Nivo Slider 3.xVinaora Nivo Slider 3.xVinaora Nivo Slider 3.xVinaora Nivo Slider 3.xVinaora Nivo Slider 3.xVinaora Nivo Slider 3.xVinaora Nivo Slider 3.xVinaora Nivo Slider 3.xVinaora Nivo Slider 3.xVinaora Nivo Slider 3.xVinaora Nivo Slider 3.xVinaora Nivo Slider 3.xVinaora Nivo Slider 3.xVinaora Nivo Slider 3.xVinaora Nivo Slider 3.xVinaora Nivo Slider 3.xVinaora Nivo Slider 3.xVinaora Nivo Slider 3.xVinaora Nivo Slider 3.xVinaora Nivo Slider 3.xVinaora Nivo Slider 3.x

La duodécima edición del Festival Frigiliana 3 Culturas echó ayer el cierre y lo hizo siendo fiel a sus principios y filosofía, con un domingo espectacular en lo que a número de visitantes se refiere, siendo respetado hasta por la temida lluvia, que tan solo apareció pasada la una y media de la madrugada, una vez se había cerrado el programa de actividades. Aunque, eso sí, cortó de raíz la fiesta a las cientos de personas que en esos momentos bailaban al son de los inagotables Festicultores en la Plaza de las 3 Culturas.

domingo 01

Se dice que debemos recordar nuestra historia si no queremos estar condenados a repetirla y por segundo año consecutivo Frigiliana echa la mirada atrás para rememorar uno de sus pasajes históricos más relevantes y dramáticos, el conocido como La Cabalgada de Frigiliana, llevado a un libro por Pablo Rojo Platero y recreado en forma de representación gracias a la Compañía de Teatro Maria Zambrano de Vélez Málaga. Este pasaje relata la historia de los moriscos de Frigiliana en su intento de regresar al norte de África ante las imposiciones que los Reyes Católicos exigían a los musulmanes que permanecían en la península tras la Reconquista. En la conocida playa Burriana de Nerja atracaban seis barcos dispuestos a embarcar a los moriscos provenientes de Frigiliana, aunque nunca llegarían a su destino, siendo capturados por los cristianos, que mataron a los hombres, apresando a mujeres y niños para posteriormente ser convertidos al cristianismo y terminar siendo repartidos como esclavos en diferentes enclaves de la provincia. Un pasaje que según el historiador nerjeño Paco Capilla, encargado de introducir la representación en la Casa del Apero, no diverge mucho de ciertas situaciones que se producen hoy día como consecuencia de una inmigración que huye de sus países de origen por los más diversos motivos.

domingo 02Si en el día de ayer la historia estuvo presente gracias a la representación de La Cabalgada de Frigiliana, la cultura lo hizo gracias al intercambio realizado estos días con los vecinos de Chaouen, ciudad estrechamente ligada a Frigiliana en los últimos tiempos y que ha contado con una representación de artesanos durante los cuatro días de festival, lo que ha servido para que ambas localidades estrechen sus lazos de unión gracias al espacio en el que que han mostrado a quienes lo han visitado qué puede ofrecer la ciudad marroquí en lo que a trabajos de artesanía se refiere, con una amplia muestra de cerámicas, cuero o creaciones realizadas de forma artesanal en sus telares, los mismos que hace unos meses visitaba in situ vecinos, autoridades y artesanos de Frigiliana. La delegación chauní ha estado compuesta por once artesanos además por el primer teniente de alcalde, Nabel Chliyah y el promotor turístico Elias Afassi.

domingo 03El mestizaje llegó a las 22:00h, hora prevista para el comienzo del recital de la cantaora granadina Estrella Morente. Haciendo honor a sus ráices flamencas, que le vienen de familia por los cuatro costados, la granadina no solo abarrotó hasta el último rincón de la Plaza de las 3 Culturas, sino que todos los aledaños, jardines y escaleras se tornaron en improvisadas gradas para las más de 2500 personas que no se quisieron perder la actuación. 

La sorpresa de la noche llegó al inicio del concierto. Todos esperaban a la granadina, pero no sería ella quien subiera al escenario, en su lugar lo hacían los cantaores, guitarristas y músicos que la acompañan habitualmente solo que con un invitado excepcional, pues junto a ellos estaba uno de los miembros de Barmer Boys, que tan solo 24h antes eran protagonistas en ese mismo escenario.

Procedente de Rajasthan, y tras haberlo conocido tan solo unas horas antes, no hizo falta más que el idioma universal de la música para que todos se fundieran en una improvisada interpretación en la que las notas fluyeron de forma natural, acompasada, rítmica, conectada, sin artificios, en una fusión que no parecía tal por la naturalidad y espontaneidad de la misma, donde se mezclaron guitarras españolas, cante flamenco y la voz e instrumento indúes en una interpretación que fue ampliamente ovacionada por el público. 

domingo 04Fue el inicio perfecto para un recital perfecto. Estrella Morente ya tenía el público en el bolsillo antes de que saliera una sola nota de su prodigiosa garganta, y cuando lo hizo provocó el delirio de los seguidores que por miles se habían congregado en la Plaza de Las Tres Culturas. Algo más de 90 minutos encima del escenario, derrochando voz y poderío para poner un broche de oro inmejorable a la duodécima edición del Festival Frigiliana 3 Culturas.

domingo 05Pocos minutos después, justo en la media noche, llegó otro de los momentos más esperados de la jornada y que, esta vez sí, determinaban de forma inexorable el final del XII Festival Frigiliana 3 Culturas. Cuatro días antes los fuegos y la música fundidos en un gran espectáculo piromusical habían sido los encargados de inaugurar el festival, anoche sirvieron para echar el cierre.

No obstante, aún quedaban algunas horas para disfrutar de esta edición, o así estaba previsto. Justo después de que el último cohete estallara los autoproclamados cultivadores de fiestas, Festicultores, se adueñaron de la Plaza de las 3 Culturas y con ellos cientos de personas, para poner un punto y final definitivo en el que la fiesta y el jolgorio serían los protagonistas. La lluvia, que según las previsiones no debía aparecer hasta pasadas las tres de la madrugada, se había acercado a ser testigo del espectáculo piromusical, respetándolo en su totalidad, aunque pasada la una y media de la madrugada comenzó a hacerse presente en forma de tímidas gotas que finalmente se convirtieron en un fuerte aguacero que, esta vez sí, se encargaron de echar el cierre definitivo a esta duodécima edición una hora y media antes de lo previsto.